Cortesía

Los costos del asma para la economía familiar dependen del control de la enfermedad

Tratamientos de dosis diarias clínicamente adecuadas, basados en la acción de corticosteroides inhalados y/o agonistas beta de acción prolongada, reducen efectivamente la inflamación en vías respiratorias de los pacientes con asma moderada y de moderada a grave, así como el riesgo de efectos secundarios asociados a dichas terapias, lo que los hace más seguros y eficaces.

El asma es una enfermedad que cursa con episodios o crisis y estas generan un costo a las familias. Tener un asma controlada a través de un tratamiento de dosificación fija ayuda a tener menor cantidad de crisis y esto genera a largo plazo un aprovechamiento económico mejor para las familias.

De acuerdo con un estudio de la farmacéutica GSK, la dosificación fija de mantenimiento con regímenes de corticosteroides inhalados —como el propionato de fluticasona y el salmeterol— ofrecen eficacia óptima en el control de la enfermedad, con baja exposición sistémica, en comparación con los tratamientos de dosificación flexible con terapia de mantenimiento y rescate —basados en budesonida y formoterol—.

Con una adherencia al régimen de tratamiento de entre 85 y 100%, los corticosteroides inhalados y/o agonistas beta de acción prolongada proporcionaron una mejor broncoprotección de las vías respiratorias en pacientes con asma moderada y de moderada a grave. 

La dosificación diaria regular clínicamente adecuada con regímenes basados en fluticasona mostró una supresión de cortisol más baja que el umbral esperado, lo que indica seguridad del régimen de dosificación, existiendo un riesgo menor de efectos secundarios a raíz de esta terapia.

“Hay muy pocos estudios que comparen la eficacia de los tratamientos para el asma moderada y de moderada a grave en función de los perfiles de actividad sistémica y eficacia de las vías respiratorias. Estos hallazgos podrían optimizar el tratamiento en estos pacientes, al demostrar la importancia de una alta adherencia a un régimen fijo de mantenimiento de corticosteroides inhalados y/o agonistas beta de acción prolongada”, señaló el Dr. Marco Polo Macías, Gerente Médico para el área Respiratoria de GSK México.

Te puede interesar…

El asma es una enfermedad pulmonar crónica que inflama y estrecha las vías respiratorias. Afecta a 358 millones de personas en todo el mundo y se estima que el 7% de la población mexicana padece asma, cuya prevalencia va en aumento.

En México, 60% de la población con diagnóstico de asma cree tener bien controlado su padecimiento, cuando solamente 8% cumple con los criterios de control, lo que se traduce en limitaciones en sus actividades cotidianas y riesgo de complicaciones a futuro. Las causas del asma no se comprenden por completo, pero es probable que impliquen una interacción entre la composición genética de una persona y el medio ambiente.

Con el respaldo de más de 50 años de liderazgo en el área respiratoria, GSK trae a nuestro país innovación continua en el desarrollo de tratamientos para el asma, como broncodilatadores y medicamentos biológicos para controlar y tratar la enfermedad de raíz, los cuales reducen significativamente las exacerbaciones y brindan una mejor calidad de vida a los pacientes, a fin de que puedan realizar sus actividades cotidianas plenamente.

DZ

Para saber más…

Acerca Redacción

Equipo de redacción de la red de Mundodehoy.com, LaSalud.mx y Oncologia.mx

También te puede interesar

¿Sabías que la escuela es un entorno donde los niños y jóvenes están más propensos a contraer enfermedades respiratorias?

Durante los próximos días miles de alumnos volverán a las aulas de clase tras dos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.