Imagen de la web

Se confirma en un hongkonés el primer caso de reinfección de SARS-CoV-2.

Investigadores del Departamento de Microbiología de la Universidad de Hong Kong (HKU) dicen haber encontrado evidencias científicas sólidas de la primera reinfección de SARS-CoV-2 (COVID-19) en un honkonés de 33 años que regresó de España a su país. Al secuenciar el genoma del virus, los científicos han demostrado que la cepa del virus del primer episodio de infección era distinta de la segunda. Muy distinta: provenían de dos cepas diferentes.

Este día, el artículo acaba de ser aceptado en la revista “Clinical Infectious Diseases”, aún está sin publicar. No obstante, Lilian Cheng, del South China Morning Post, ha publicado una buena parte del artículo en cuestión y si los datos se confirman, no solo sería el primer caso de infección documentada en el mundo: sería una mala noticia para aquellos que sostenían que las reinfecciones eran imposibles.

Se trata de un joven, aparentemente sano, que tuvo un segundo episodio de infección por coronavirus 4 meses y medio después del primero. El hombre viajó a España (vía Reino Unido) antes de la reinfección. Lo interesante del caso es que los linajes del virus del primer episodio y del segundo forman parte de dos cepas distintas. La “buena noticia” es que el caso se encontró en un control aeroportuario y el paciente no ha desarrollado síntomas de nuevo.

Te puede interesar:

“Estamos Contigo”, programa para pacientes que perdieron su empleo a causa de COVID-19

Medidas de confinamiento y distanciamiento social continuarán en 2021

Como explican los propios autores, este hallazgo lleva a ser mucho más escépticos con los escenarios de inmunidad de grupo alcanzados por el simple hecho de que la población se haya inmunizado de forma natural. Si estos resultados se confirman y se viera que es un fenómeno más extendido de lo que se piensa, con vacuna o sin ella, el coronavirus se converitiría en una enfermedad recurrente similar a otros como la gripe o el resfriado común.

A mediados de julio, la Organización Mundial de la Salud (OMS) mostró su esperanza en que los recuperados de la COVID-19 mantuvieran cierto grado de inmunidad durante varios meses.
Según recordó entonces la jefa del Departamento de Enfermedades Emergentes de la institución, Maria van Kerkhove, “en otros coronavirus como el MERS o el SARS, la inmunidad se prolongó unos doce meses o incluso un poco más”.

No obstante, a pesar de que los contagiados desarrollan una respuesta inmune, todavía se desconoce cómo de sólida esta es o su duración.

Con información de EFE

SGR

Te puede interesar:

Cuba iniciará ensayos clínicos de su vacuna contra COVID-19

4 laboratorios podrían probar sus vacunas en México

Acerca Redacción

También te puede interesar

AstraZeneca dice que vacuna contra COVID-19 puede estar a finales de este año

El consejero delegado de AstraZeneca, Pascal Soriot, dijo este jueves que la vacuna contra el …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *