Simposio Latinoamericano en Hipertensión Pulmonar

Pulmon. mx.- Con el objetivo de contribuir a incrementar la expectativa y calidad de vida de los pacientes con Hipertensión Pulmonar (HP) y el subtipo Hipertensión-Arterial-Pulmonar (HAP), mediante un enfoque individualizado de optimización de tratamientos y con el compromiso de continuar con la investigación y desarrollo en distintas líneas terapéuticas y mecanismos fisiopatológicos que contribuyen a la complejidad de la enfermedad, más de 300 líderes en cardiología, neumología y neumo-cardio-pediatría, de diversos países de Latinoamérica y Europa se reunieron en el Séptimo Simposio Latinoamericano en Hipertensión Pulmonar, que se realizó a finales de agosto 2015, instituido y consolidado por Actelion como una de las principales plataformas de intercambio de experiencias y conocimientos científicos del más alto nivel en la región latinoamericana.

La notable asistencia y participación de expertos en el campo a este Simposio Latinoamericano en HP, es reflejo del creciente interés en este evento médico, realizado por segunda ocasión consecutiva en México, el cual se ha convertido en punta de lanza y revela la importancia de profundizar en el análisis y discusión de casos de HAP, así como la colaboración e intercambio de experiencias para brindar mejor atención a los pacientes con esta enfermedad: refrendando la posición de Actelion como líder en Hipertensión-Arterial-Pulmonar, así como, en el desarrollo y organización del foro de actualización médica continua en HAP más importante en México y en América Latina.

Desde su fundación en Suiza en 1997, con la visión de una compañía basada en la investigación innovadora, Actelion cuenta con una amplia y probada experiencia en el tratamiento de la HAP desarrollando diversas soluciones para esta enfermedad. Una de sus primeras contribuciones Tracleer® (bosentan) y la más reciente e innovadora Zependo® (macitentan), son terapias utilizadas con eficacia y seguridad para el tratamiento de la Hipertensión-Arterial-Pulmonar mejorando sustancialmente la calidad de vida de los pacientes con HAP.

El Dr. Tomás Pulido Zamudio, Jefe del Departamento de Cardioneumología del Instituto Nacional de Cardiología Ignacio Chávez señaló que la HAP en sus etapas tempranas presenta síntomas inespecíficos, como cansancio y  falta de aire, signos compartidos por una amplia gama de enfermedades tanto respiratorias como cardiacas, lo cual dificulta su diagnóstico y pueden transcurrir generalmente 14 meses hasta llegar a un centro de referencia en HAP (estudio REVEAL); hecho que se agrava al considerar que es una enfermedad mortal y de rápida evolución.

El Dr. Pulido diferenció la comúnmente conocida presión alta (Hipertensión Arterial Sistémica) de la HAP, pues en esta última los vasos sanguíneos que, normalmente llevan sangre poco oxigenada desde el corazón hasta los pulmones para oxigenarla, se endurecen y estrechan. Debido a ello, el corazón se ve obligado a hacer un mayor esfuerzo para bombearla. Pero, con el tiempo, el músculo cardíaco se debilita, no puede cumplir su función y desarrolla una insuficiencia cardiaca derecha, grave y de desenlace mortal.

Por su parte la Dra. Guadalupe Espitia Hernández, neumóloga del Hospital 1° de Octubre del ISSSTE, señaló que el abordaje de tratamiento de los pacientes con HAP se centra en la individualización y optimización de los tratamientos disponibles, se han realizado estrategias que acortan el tiempo de diagnóstico y esto ha permitido optimizar  las terapias, el efecto de moléculas bosentan y macitentan proveen mayores beneficios,  que se ven reflejados en la calidad de vida de los pacientes, el retardo en la aparición de comorbilidades y directamente en prolongar la expectativa de vida de los pacientes con Hipertensión Arterial Pulmonar.  

La Hipertensión-Arterial-Pulmonar se presenta habitualmente en la etapa productiva del hombre y la mujer, convirtiéndola en una enfermedad incapacitante y catastrófica no sólo para el paciente, sino también para la familia, instituciones de salud y sociedad.

La Dra.  Guadalupe Espitia  señala que la mayor experiencia a nivel mundial es principalmente en adultos, sin embargo el contar con nuevas terapias ha permitido ampliar el espectro de presentación clínica de la Hipertensión Arterial Pulmonar y se han identificado cada vez más pacientes en edades pediátricas. 

La experta advirtió que aún existen necesidades no cubiertas en el diagnóstico y tratamiento de la HAP que derivan en un sub-diagnóstico de la enfermedad, lo cual representa un reto importante a superar, principalmente con la difusión del conocimiento de la enfermedad y los tratamientos disponibles los esquemas de diagnóstico y tratamiento que buscan que buscan reducir las complicaciones de la enfermedad como  el número de  hospitalizaciones, y el riesgo de muerte. 

Por su parte, el Dr. Humberto García Aguilar, cardiólogo pediatra y coordinador de la clínica de Hipertensión-Arterial-Pulmonar en niños del Centro Médico Nacional 20 de Noviembre del ISSSTE, resaltó que en el registro que llevan en el hospital durante los últimos cinco años han observado que  los niños se ven afectados en una prevalencia de 50 por cada millón, por lo que es importante contar con tratamientos completamente perfilados a las necesidades de los menores.

Entre los principales retos del diagnóstico y tratamiento de la HAP en niños, es fomentar en el médico a que tenga siempre presente la enfermedad, ya que tomando nuevamente como referencia la información de otros países, el especialista mencionó que “el 30% de los pacientes con HAP está asociado a síndrome genético; por ejemplo, uno de los más frecuentes es el Síndrome Down, en el que hay un proporción muy significativa, ya que favorece varias causas como la enfermedad cardiaca, problema de la vía aérea por cuestiones anatómicas, por hipotiroidismo, e incluso por la vía hepática, y hay otros síndromes genéticos que cada vez se asocian más a Hipertensión-Arterial-Pulmonar”.

A nivel de nuevos tratamientos, tal vez el estudio más fuerte es el BREATH-5 con bosentan, que mostró en sus estudios de farmacocinética en pacientes pediátricos, que es seguro y efectivo. En Europa, la nueva presentación dispersable de esta molécula de Actelion, para edades pediátricas ha demostrado seguridad, muy buena biodisponibilidad y accesibilidad para su dosificación en pacientes menores.

El Dr. García Aguilar estableció que, como se ha visto en la literatura médica, los pequeños sin tratamiento sobreviven solamente 9 meses, pero con tratamiento “sabemos que tenemos una sobrevida cercana a los 9 años, para un niño chiquito es mucho, sumarle 9 años más. Tenerlo bien, ganar tiempo y, probablemente en ese tiempo algo bueno puede surgir. Darles esperanza es bastante bueno para el paciente y su familia”.

Necesidad de un diagnóstico temprano. El llamado a la acción dentro del Séptimo Simposio Latinoamericano en Hipertensión Pulmonar a los médicos, medios y a la población en América Latina es continuar con la búsqueda de un diagnóstico temprano de la HAP, ya que si no es detectada a tiempo y sin el tratamiento adecuado, progresa rápidamente y puede llevar a la muerte. El sub-diagnóstico de la enfermedad representa un reto importante que puede superarse a través de la difusión del conocimiento de su existencia, tanto entre el público general como entre los especialistas, ya que estos últimos son quienes podrían tenerla presente durante los diagnósticos y no confundirla con otros padecimientos. 

Para contribuir a un mayor conocimiento de esta enfermedad, los especialistas invitaron a que los medios coloquen en su información, así como en sus redes sociales personales el mensaje: #DiagnosticoTempranoHAP. Para saber más, en México, es recomendable consultar www.hapmexico.org, www.facebook.com/HAPMexico o escribirles a info@hapmexico.org


Acerca Redacción

También te puede interesar

Tercer miércoles de noviembre se conmemora el Día Mundial de la EPOC

LaSalud.mx.- Los personas con Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC) tienen mayor posibilidad de evolucionar a …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *