Analizan iniciativa para incrementar impuestos al tabaco en México.

  • La Encuesta Nacional de Adicciones 2008 indica que la edad de inicio promedio en los adolescentes es de 13 años, cuando en 2002 la edad de inicio era a los 15 años.
  • De acuerdo a la OMS, la política pública más efectiva para reducir el consumo de tabaco entre los jóvenes y poblaciones vulnerables, es el incremento de los precios del tabaco a través de impuestos.

 

 En México, son impostergables las acciones encaminadas a disminuir el problema de salud pública y la carga económica que representa el tabaquismo. Por ello es que se ha discutido una iniciativa en el legislativo para incrementar $10 el precio de la cajetilla de cigarrillos con lo que se podría salvar más de un millón de vidas de mexicanos que son expuestos al humo del tabaco.   

 

Dicha iniciativa, dirigida a reformar el Impuesto Especial sobre Productos y Servicios (IEPS) plantea un incremento al 180% del IEPS que aunado al aumento de la cuota fija, permitiría generar para el año 2011 una recaudación adicional de aproximadamente $ 20 mil millones de pesos adicionales. Esto lograría reducir 24 por ciento el consumo de tabaco y permitiría destinar más recursos a la atención de enfermedades causadas por el tabaquismo.

 

En los niños y jóvenes, la prevalencia ha incrementado año con año. De acuerdo a la Encuesta Nacional de Adicciones 2008, en nuestro país la edad promedio en que un adolescente consume por primera vez tabaco es de 13 años de edad.De la misma manera, señala que más del 50  por ciento de los adolescentes entre 13 y 15 años de edad, han consumido tabaco al menos una vez en su vida.

 

El problema es alarmante al considerar que en México, existen cerca de 11 millones de fumadores, y si no se toman medidas inmediatas para revertir esta tendencia, 1 de cada 2 de esos fumadores morirán a causa de enfermedades relacionadas con el tabaco.


%u201CEl reto es implementar políticas públicas para detener la tendencia de tabaquismo en jóvenes, de lo contario, la epidemia de los padecimientos asociados al consumo de tabaco para los siguientes 20 años, representará una carga incalculable sobre el Sistema Nacional de Salud. Por ello es que hoy existe la oportunidad de salvar la vida de millones de mexicanos mediante la generación de políticas que disminuyan el tabaquismo en México%u201D, afirmó el Senador Ernesto Saro Boardman, Presidente de la Comisión de Salud del Senado de la República y uno de los principales impulsores de la iniciativa para el control del consumo de tabaco.

 

Una de las causas que motivan la alta prevalencia de tabaquismo es que en nuestro país los cigarrillos son relativamente baratos, ya que la cantidad de tiempo que una persona debe trabajar para comprar una cajetilla de cigarrillos en México es solamente 22 minutos, considerablemente menos que en otros países, entre ellos el Reino Unido (35 minutos) y China (42 minutos).

 

Basado en las cifras del Instituto Nacional de Salud Pública, se sabe que la elasticidad-precio en México es del 0.52%, es decir que por cada 10% de aumento en el precio de los productos del tabaco, disminuiría 5% la demanda, con un mayor impacto en la población de menores ingresos, como los jóvenes.

 

Lo anterior resulta congruente con la recomendación de la Organización Mundial de la Salud, la cual afirma que la política pública más efectiva para reducir el consumo de tabaco entre los jóvenes, niños y personas de escasos recursos es el incremento de los precios mediante mayores impuestos.

 

Durante el foro Impuestos al Tabaco en México, Mitos y Realidades realizado en el Senado de la República, se concluyó que resulta indispensable e impostergable emprender acciones para la disminución de la mortalidad y carga que el tabaquismo genera al sistema de salud ya que en México el costo de atención médica atribuible al tabaco se ubican entre el 6 por ciento – 15 por ciento del gasto anual en salud del país.ii

 

%u201CEn el año 2009, los costos de atención médica totales relacionados con el tabaquismo alcanzaron por lo menos $45,000 millones de pesos.En un reporte publicado de forma posterior a la entrega de la iniciativa de reforma del IEPS, se estima que los costos de atención médica para el tratamiento de enfermedades relacionadas con el tabaco en México fueron de $75,200 millones de pesos.

 

En ese mismo sentido, se estima que los impuestos provenientes del tabaco ascendieron a aproximadamente $24,000 millones de pesos. Por ello es que la iniciativa de Reforma a la Ley del Impuesto Especial Sobre Producción y Servicios (IEPS)  está dirigida a reducir el impacto en la salud y compensar la carga económica generada al sistema de salud por el tabaquismo%u201D, informó el Senador Saro Boardman.

 

En caso de que se apruebe esta iniciativa, la carga fiscal a los productos del tabaco en México ascendería a 75 por ciento (superior al 62 por ciento actual), la cual estaría más cerca de la carga que tiene en otros países con nuestro mismo nivel de desarrollo, tales como Argentina (68.1 por ciento), Uruguay (87.3 por ciento) y Brasil (68.2 por ciento)

 

Acerca Redacción

También te puede interesar

En México 8.5 millones de personas padecen asma

El asma es una afección crónica causada por la inflamación de las vías respiratorias que …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *