Pfizer crea la campaña “Tu Voluntad Necesita de la Ciencia”

El laboratorio farmacéutico Pfizer, presentó en un coctel de prensa, la campaña %u201CTu Voluntad Necesita de la Ciencia%u201D, de Champix (Vareniclina), el tratamiento no nicotínico para dejar de fumar. La campaña fue creada tomando como referencia un estudio con fumadores y exfumadores, que en forma de abstracción y metáfora reflejó las emociones que sienten los fumadores en cada etapa del proceso de abandono del cigarro.  


Con base en la dificultad que presenta el dejar de fumar, Pfizer, en conjunto con Z publicidad ideó una campaña que busca dar respuesta a la necesidad de los fumadores y guiarlos hacia el camino de libertad, bienestar e integración, siendo estas las sensaciones que, buscan las personas que quieren dejar el cigarro y que se logran al abandonar definitivamente la adicción al tabaco.  


Con el lema, %u201CTu Voluntad Necesita de la Ciencia%u201D, Pfizer busca transmitir a los fumadores entendimiento de la problemática del tabaquismo y es sensible a los sentimientos de frustración y angustia producto del síndrome de abstinencia que surgen al dejar de fumar. Lejos de ser un mal hábito, el tabaquismo es en realidad una enfermedad con una adicción mayor a la heroína o a la cocaína; se refiere a la dependencia a la nicotina tanto física como psicosocial; como toda enfermedad el tabaquismo requiere de un tratamiento médico. Es por ello que el lema de la campaña se crea a partir de que la voluntad no es suficiente para dejar de fumar definitivamente. 


Pero ¿y que hay detrás de la ciencia?, el tratamiento de Pfizer para dejar de fumar ha demostrado mediante estudios científicos ser cuatro veces mas efectiva que dejar de fumar sin ayuda y hasta seis veces mas si el tratamiento se acompaña de un programa de apoyo conductual. 


Champix se une a los receptores nicotínicos de las terminaciones nerviosas del cerebro donde antes se situó la nicotina, bloquea la adhesión y provoca efectos positivos como reducción de la ansiedad, de los síntomas de abstinencia y de los efectos placenteros de- la nicotina. Es importante destacar que no es una terapia de reemplazo ya que no administra nicotina al cuerpo. 


La adicción a la nicotina es inmediata y crea dependencia y tolerancia. Tiene un efecto estimulante y sedante que se origina en las glándulas supra renales que liberan adrenalina. Esto aumenta la presión arterial, la frecuencia respiratoria y cardiaca, y estimula la liberación de dopamina a nivel del sistema nervioso central lo cual explica la sensación de placer y motivación que experimenta el paciente. Si se suspende el consumo de nicotina de forma súbita se produce lo que se conoce como síndrome de abstinencia, que se caracteriza por sensaciones desagradables como ansiedad, nerviosismo, irritabilidad e insomnio, acompañado de un deseo imperioso de fumar.  


Es necesario que un fumador que decide en conjunto con su médico seguir el tratamiento, cumpla con las 12 semanas, pues de lo contrario no se podrá asegurar el abandono definitivo de la adicción al tabaco. %u201CLa vareniclina es tan eficaz que un paciente puede dejar de fumar inmediatamente, pero si no se completan las 12 semanas, existe la posibilidad de recaída. Además es absolutamente necesario que el tratamiento sea prescrito por un médico y que el paciente acuda regularmente a su consulta de seguimiento hasta que termine el tratamiento%u201D, comenta la Dra. Georgina Chi, Gerente Médico del Área Cardiovascular de Pfizer México.  


Contrario a lo que puede pensarse, el tratamiento diario cuesta lo mismo que una cajetilla de cigarros, por lo que no hay un gasto extra al que ya hacía el fumador y se puede decir que al año, dejar de fumar con vareniclina es nueve meses más económico que seguir fumando. 


Durante el tratamiento con vareniclina, Pfizer acompaña a los fumadores con el programa de apoyo conductual y médico %u201CLibre de Cigarro%u201D que permite hacer más llevadero este proceso para cumplir con la meta de forma más sencilla. Este programa hace las veces de un amigo que acompaña al paciente durante los episodios de crisis, lo felicita por llevar determinados días sin fumar o le aconseja algún cambio que evite relacionar al cigarro así, junto con el tratamiento, aumentan hasta seis veces las posibilidades de dejar de fumar. Para mayor información visita www.libredecigarro.com 

Acerca Redacción

También te puede interesar

En México 8.5 millones de personas padecen asma

El asma es una afección crónica causada por la inflamación de las vías respiratorias que …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *